Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

PENSAMIENTOS TORMENTOSOS Q ME DESTRUYEN

Colapsar
X
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • PENSAMIENTOS TORMENTOSOS Q ME DESTRUYEN

    hola buenos días ...ME PUEDEN AYUDAR NO IMPORTA LAS CRITICAS ...ANTES ACUDÍA A LA IGLESIA ....PASE POR UNA SITUACIÓN Q ME AFECTO Y ME ALEJE ...HE PEDIDO PERDÓN A DIOS SIENTO EN MI Q YA NO TENGO RENCOR HACIA NADIE ...HUBO UN MOMENTO EN QUE MI CABEZA ESTABA MAL MAL OFENDÍA INSULTABA ALAS PERSONAS Y SE METÍAN BASURAS EN MI CABEZA Q NO TENÍAN Q VER NADA CONMIGO ANTES YO TENIA TEMOR MALDECIR SOLO DE PENSAR PEDÍA ADIÓS Q JAMAS DE MI BOCA Y PENSAMIENTOS JAMAS SALIERA ESO ...AHORA SIN PENSAR SALEN NO PUEDO TOMAR EL CONTROL ESTOY ESPANTADA CUANDO DUERMO SALEN PALABRAS Q NI YO MISMO SE DE DONDE SALEN Y SON MALAS...MI PASTOR ORO PARA LIBRARME DE ESOS MALOS PENSAMIENTOS ..ME AYUDO MUCHO .... YA NO SALEN TANTAS PALABRAS FEAS YA AH MEJORADO ALGO PERO SIGUEN EN MI CABEZA ALGUNAS COSAS FEAS ...Q NO PUEDO CONTROLAR AUN ......TOTAL ORO TODOS LOS DÍAS Y SIGO IGUAL SIENTO Q DIOS YA NO ME VA PERDONAR JAMAS ..PORQUE EH PECADO CONTRA EL DIA DIA SIENTO MIEDO DE FALTARLE A DIOS ...PIDO A DIÓS ME ELIMINE PARA YA NO SEGUIR PECANDO CONTRA EL ....Y CONDENANDO MI ALMA ...AYUDENME NO IMPORTA LAS CRITICAS LAS ACEPTO

  • #2
    Reza cada mañana un credo para recobrar la fe, yo lo hago y me funciona.
    ¿Cuál es el Credo? El Credo de los Apóstoles: “Creo en Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, Nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo. Nació de Santa María Virgen, padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado. Descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios, Padre Todopoderoso, y desde allí va a venir a juzgar a vivos y muertos. Creo en el Espíritu Santo, la

    Comentario


    • #3
      debes rasonar muy profudnamente y muy prologadamente que es la mente del diablo sobre la tuya
      repite sin sesar tengo la mente del cristo...

      Comentario


      • #4
        Vigésimo Tercer Escalón: de las Blasfemias.


        1. De lo anterior aprendimos que de una raíz y una madre funestas, surge un retoño más funesto todavía; quiero decir que la blasfemia es engendrada por el orgullo impuro. Es necesario encaminarlo hacia la luz, pues no es un agresor corriente, sino el más cruel de nuestros adversarios y de nuestros enemigos. Y lo peor es que es difícil formular, reconocer o confesar estos pensamientos ante un médico espiritual. Por eso, esta enfermedad nefasta ha llevado a muchos al desaliento y a la desesperación, aniquilando toda esperanza.


        2. Incluso a la hora indudable de los misterios, este vil enemigo se complace en blasfemar contra el Señor y los hechos santos que se llevan a cabo. Esto demuestra claramente que no es nuestra alma la que pronuncia esas palabras incalificables, impías e incomprensibles, sino ese demonio enemigo de Dios que desertó del cielo por haber proferido allí también, parece, blasfemias contra el Señor. Pues, si esas palabras irrespetuosas e inconvenientes provinieran verdaderamente de mí, ¿cómo podría adorar el don que recibo? ¿Cómo podría bendecir y maldecir al mismo tiempo?


        3. Ese engañador, ese corruptor de almas condujo, a menudo, al desorden espiritual. Ningún otro pensamiento es tan difícil de confesar como éste. Algunos lo dejan envejecer con ellos. Pero
        nada le otorga más poder contra nosotros al demonio y a esos pensamientos que alimentarlos y ocultarlos en nuestro corazón sin confesarlos.


        4. Nadie piense que es la causa de pensamientos blasfemos, pues el Señor conoce el secreto de los corazones y sabe que esas palabras y esas ideas no provienen de nosotros sino de nuestros enemigos.


        5.
        La ebriedad hace titubear y el orgullo es la causa de pensamientos inconvenientes. El ebrio no se censurará por titubear, pero será castigado ciertamente por haberse embriagado.


        6. En el momento de la oración, estos pensamientos impuros e incalificables nos asaltan; pero si perseveramos hasta el fin en la oración, se retiran inmediatamente, pues no acostumbran combatir con aquellos que se les resisten.


        7. Este enemigo impío no se contenta con blasfemar contra Dios y contra todas las cosas divinas, sino que incluso profiere en nuestro espíritu las palabras más vergonzosas e indecentes, para hacernos abandonar la oración o ceder a la desesperanza. Separó a muchos de la oración y a muchos alejó de los misterios.


        8. Este tirano cruel e inhumano destruyó por medio del disgusto los cuerpos de ciertas personas y a otros los consumió a través del ayuno, sin darles ninguna tregua. Actuó de tal manera no sólo con los seglares, sino también con hombres que llevaban una vida monástica, sugiriéndoles que no había para ellos ninguna esperanza de salvación y persuadiéndolos de que se encontraban en un estado más lastimoso y más miserable que el de los infieles y los paganos.


        9. Quien se encuentra atormentado por el espíritu de blasfemia y quiere librarse de él, debe comprender que su alma no es la fuente de tales pensamientos, sino que provienen del demonio impuro que un día le dijo al Señor: "Todo esto te daré, si postrándote me adoras" (Mt 4:9). Así, pues, llegado el momento, despreciémoslo y digámosle, sin prestar ninguna atención a sus sugestiones: "Apártate, Satanás, porqueestá escrito: Al Señor tu Dios adorarás, y sólo a Él darás culto" (Mt 4:10). Tu trabajo y tus conversaciones se volverán contra ti y tus blasfemias caerán sobre tu cabeza (cf. Sal 7:17), desde ahora y en el mundo que vendrá. Amén.


        10. Quien quiere combatir de otra manera al demonio de la blasfemia, se asemeja a un hombre que intenta retener un relámpago en sus manos. En efecto, ¿cómo asir, o contradecir, o combatir lo que penetra violenta y repentinamente en el corazón, como el viento y más rápido que un relámpago profiere palabras y se desvanece inmediatamente? Todos los otros enemigos hacen un alto, combaten, se demoran y le dejan tiempo a aquel que lucha contra ellos. Pero no éste: apenas aparece, ya se marchó; acaba de pronunciar una palabra y ya no está más allí.


        11. A este demonio le agrada, a menudo, atormentar el espíritu de las personas simples y sin malicia; ya que se trastornan y se perturban más que con otros. Podemos asegurarle a esas personas que todo esto les ocurre, no a causa de su orgullo sino de la envidia de los demonios.


        12. Dejemos de juzgar y de condenar a nuestro prójimo y no temeremos más los pensamientos blasfemos; pues el primer vicio es la causa y la raíz del segundo.


        13. Quien se encuentra encerrado en su casa escucha las palabras de los que pasan sin intervenir en su conversación; de la misma manera, el alma recogida en sí misma, al escuchar las blasfemias del demonio se perturba por lo que dice el demonio al pasar a través de ella.


        14. Quien desprecia a este enemigo se liberó de la pasión (de la blasfemia). Pero quien pretende combatirlo de otra manera, terminará ciertamente por dejarse dominar. Quien quiere oponerse a los espíritus con palabras se parece al que pretende poner el viento bajo llave.


        15. Un monje ferviente que estaba atormentado por este demonio consumió su carne durante veinte años con ayunos y vigilias. Pero no obtuvo de ello ningún beneficio. Entonces, escribió su tentación en una esquela, fue a encontrar a un hombre santo, se la entregó y se prosternó con la cara hacia la tierra, sin osar elevar sus ojos hacia él. El anciano, habiendo leído la carta, sonrió y, levantando al hermano, le dijo: "Pon tu mano en mi cuello, hijo mío." El hermano lo hizo y el gran anciano agregó: "Que este pecado esté en mi cuello tanto tiempo como el que te atormentó o podría todavía hacerlo; pero tú, desde ahora, no tendrás ninguna preocupación." Y este hermano me aseguró que incluso antes de dejar la celda del anciano, su pasión había desaparecido. El mismo que había experimentado esta tentación me lo contó, dándole gracias a Dios.


        Quien obtuvo una victoria sobre esta pasión, se desembarazó del orgullo.



        Confiésate pablo_33, muchas veces una sola palabra nos libera pablo, el "problema" es que esa palabra en un momento dado puede humillarnos, tan sólo pensar en ella nos duele en el orgullo, pero es necesario pasar por esto para liberarse pablo, Dios te ama.

        Comentario


        • Seila moreno
          Seila moreno comentó
          Editar un comentario
          Podrías explicarme el número 12 a detalle

      • #5
        https://www.fatheralexander.org/book...m#_Toc43898198

        Comentario


        • #6
          A mi me pasa lo mismo, si quieres podemos hablar y confesarnos y hacer oración juntos, quiero comentarte que no sé porque pero estamos en los últimos tiempos y lo malo quiere arrastrarnos, hacernos sentir mal, y es verdad los malos pensamientos viene rápido y se van es como si no tuviéramos control con nuestras mentes, últimamente la gente usa mucho el color morado, en todos lados veo el color morado y se olvidan que en el Apocalipsis habla claro sobre una mala mujer vestida de ese color, la gente últimamente no se da cuenta, de las señas que hacen con los dedos, todo eso es incosientemente o por ignorancia, en la misma biblia dice que estemos alertas porque El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia. Hice varios cambios y me encuentro mucho mejor, y eso que fue hace un día, o dos, estoy checando cada vez más lo que sale de mi boca para no preocupar mentiras o pecar, hay pecados que nos son ocultos, cerré todas mis redes sociales las eliminé, porque estamos bajo la influencia del mal por todas partes, no me tomen por loca y no menosprecies lo que te digo, de verdad los emojis están llenos de simbolismo, observa con sabiduría y date cuenta que no se trata de conspiraciones es el mal que obra por medio de gente mala, nos quieren llevar al lado sin que nos demos cuenta cada vez que me alejo de las cosas paganas me siento más tranquila y todo lo estoy basando en base a la biblia, puedo pasarte mi teléfono y poder platicar de eso, lo que si se es que tienen razón el compañero cuando confesamos esos malos pensamientos a quien sea, ya no tienen poder sobre nosotros! Dios nos proteja y no nos abandone Amén.

          Comentario


          • #7
            CLARO CELIA ESTE ES MI NUMERO UN GUSTO CONVERSAR CONTIGO 0968986464

            Comentario


            • Seila moreno
              Seila moreno comentó
              Editar un comentario
              Te voy a marcar para hablar contigo!

          Anuncio

          Colapsar
          No hay anuncio todavía.
          Trabajando...
          X